lunes, 29 de octubre de 2012

Todos Santos y la crisis económica boliviana

La crisis económica, que aunque los informes del gobierno nacional redujo en estos últimos tiempos, es una de las razones que identifican los vecinos de a pie y los comerciantes de las ciudades de La Paz y El Alto como una de las razones que van en desmedro de la festividad de Todos Santos. Según las caseritas la venta está por los suelos y según la gente cada año debe reducir el altar preparado en homenaje a sus difuntos.

A tres días de celebrar la fiesta de todos santos las calles se abarrotaron de productos destinados a la preparación del altar característico de esta fecha, sin embargo las ventas cayeron a comparación de otros años.

Una de las vendedoras, muy cerca del cementerio General expende materiales para la preparación de las tradicionales masitas de Todos Santos. Señaló que las personas “no compran mucho, antes había mucha venta, hora ya no es igual vacío nomás esta, hay poca venta por la falta de recursos (…)”, dijo.

Entre tanto, una de sus compañeras, dedicada a la venta de pasan kallas y otros productos tostados de colores utilizados para la decoración de la apxata (mesa o altar tradicional de esta fecha), manifestó que años atrás las personas adquirían los productos en gran cantidad pero que ahora optan por comprar “poquito, antes compraban bien ahora no”, manifestaron. Situación similar es identificada por las comercializadoras de las tradicionales “caretitas”, para la preparación de las t´anta wawas, señalan que a las amas de casa les parece muy caro pagar 18 bolivianos por una docena de ellas.

Si bien la gente mantiene la tradición de poner un altar a sus difuntos, el tamaño del mismo reduce con el pasar de los años.

Muchas vecinas recuerdan que años atrás la preparación de esta fecha demandaba un gran entusiasmo y que incluso era normal que las familias hornearan pan casero de un quintal de harina, hoy sostienen que “redujeron esa cantidad a la mínima expresión”.

“Todo está caro, han subido mucho por ejemplo las flores”. “Ya compro poquito no como antes, está más caro pienso que el miércoles estará peor”. “Ponemos el altar como de costumbre, pero ahora reducido porque la situación esta muy cara”, “para no perder la costumbre ponemos de todo un poquito, antes era por quintales ahora ya una arrobita, a veces por libritas, antes comprábamos, ahora ya no”, son algunas de las declaraciones que hicieron ante los micrófonos de radio FIDES, los ciudadanos y ciudadanas de a pie.

Radio Fides


0 comentarios:

Archivo