miércoles, 19 de abril de 2017

Claudia Fernández y Alba ya fueron dadas de alta

La Paz, 19 de abril.- El vicepresidente del Estado, Álvaro García Linera, esperó con ansias la salida de su esposa, Claudia Fernández, y de su hija, Alba, cuando fueron dadas de alta de la clínica Cemes, esta tarde, para luego acompañarlas a su residencia, ubicada en la zona sur de la sede de gobierno.

“Estoy muy feliz y agradezco a todos quienes han tenido el cariño y la amabilidad de mandarnos su pequeño regalo y su sentimiento; he armado yo mismo la cuna y hemos ordenado todo para Alba”, comentó, muy contento, el mandatario de Estado.

Tanto Fernández como García Linera agradecieron todas las muestras de cariño de la gente, que en muchos casos, sin conocerles personalmente, les hicieron llegar sus consejos y presentes para la bebé.

“Estamos muy felices porque es una niña sana, estoy aprendiendo de la maternidad y desde que Alba nació siento que he renacido”, afirmó, entre lágrimas por la emoción, Claudia Fernández.

Por su parte, entre los aprendizajes que el vicepresidente lleva adelante como padre y que contó están el haber ayudado a vestir a la bebé que tiene tres días de nacida, a cambiarle los pañales y a despertarla para que se alimente, cada cuatro horas.

“Todo esto es nuevo para nosotros y será diferente en la casa porque en la clínica se tiene el apoyo de las enfermeras, pero somos un equipo porque contamos a nuestras cachorras y veremos cómo nos acomodamos”, complementó Fernández.

De igual manera, la mamá de Alba señaló que tanto ella como el vicepresidente han tomado en cuenta varios de los consejos brindados por la gente y los familiares para el cuidado de la pequeña.

Bolivia Vice


0 comentarios:

Archivo