domingo, 29 de marzo de 2015

Elecciones 2015: Curiosidades de algunos de sus candidatos

La Paz, 28 de marzo.- La política los separó antes y los ha vuelto a confrontar, pero esta vez en la arena electoral. Una candidata oficialista a vicegobernadora en Pando rivaliza con su ex esposo, un conocido político y empresario, postulante a la gobernación pandina por la oposición.

En la contienda callejera muchas veces se han enfrentado El caso de Paola Terrazas, candidata del Movimiento al Socialismo (MAS) en Pando y de su exesposo José Villavicencio candidato a gobernador por el opositor "Pando Unido y Digno" es apenas una de las anécdotas de esta breve, pero reñida campaña electoral hacia las elecciones subnacionales de este domingo.

Terrazas denunció públicamente al partido de su ex esposa por mandar a destruir sus afiches y la hija de ambos salió en defensa del papá, aunque la queja del político no llegó al tribunal electoral de Pando.

Por su parte, el ex lateral derecho de Bolívar, Luis Gatty Ribeiro, no juega en el equipo de fútbol del presidente Evo Morales como sus ex compañeros de la selección boliviana; porque ahora es candidato opositor por "Pando Unido y Digno" a la alcaldía de Cobija, en una gambeta política frente la favorita Ana Lucìa Reis, postulante a la reelección por el MAS.

A falta de líderes propios con buen perfil electoral, el MAS echó mano a una larga lista de invitados para postularlos. En la lista hay periodistas y hasta una conocida y popular cholita cachaskanista en El Alto.

Otro dato curioso, el MAS enfrentará el domingo a más de un centenar de partidos y agrupaciones opositoras. Muchas de esas agrupaciones solo tienen vigencia en pequeños municipios rurales.

A Gary Prado Arauz, aspirante a alcalde de la ciudad de Santa Cruz por el Movimiento Nacionalista Revolucionario (MNR) le cambiaron el nombre en una encuesta y quizás por eso apareció en último lugar, con el cero por ciento, solo por llamarlo José Antonio. "Según esa encuesta ni mi hijo votará por mi; ojalá que en la próxima encuesta no salga debiendo votos", protestó. En represalia, un grupo de movimientistas ocupó simbólicamente las oficinas de la encuestadora.

Para polarizar con sus rivales o para que lo llamen por su nombre correcto, Prado vendió pan en las puertas del Palacio de Justicia de Santa Cruz con el objetivo de criticar la falta de control de precios de parte de la alcaldía. Ofertó cinco panes por un boliviano y la venta fue todo un éxito. Parece que encontró una nueva vocación.

No fue el único. El siempre sonriente candidato al concejo paceño por Soberanía y Libertad, Carlos Palenque Monroy, hijo del recordado compadre Palenque, también vendió pan en las calles de la sede de gobierno como parte de su campaña para recaudar fondos. Confesó que con el importe de la venta, se compró un chaleco amarillo.

Como sucede con muchas estrellas de la música, que después de muertos siguen cosechando ventas, el compadre Palenque sigue jalando votos. En esta elección un hijo y un primo suyo compiten en formulas rivales: el compadre Guillermo Mendoza, candidato del MAS para la alcaldía de La Paz bajo el denominativo "compadre" y en la acera del frente su rival Palenque Monrroy, que se vale de su apellido para iniciar carrera política.

Percy Fernández fue más holograma que candidato. No fue a ningún debate y estuvo a buen recaudo, agazapado en su Percy-móvil con aire acondicionado y guardaespaldas. Su única aparición pública fue en el cierre de campaña, donde apenas le dieron el micrófono, le dijo "estúpido" a alguien que rechiflaba desde las tribunas. El diario mayor de Santa Cruz expuso la noticia titulando que Percy había cerrado campaña "en cuerpo presente".

El Presidente Morales dio que hablar cuando anunció un padecimiento de salud muy serio, motivo expuesto para no asistir al aniversario de El Alto el 6 de marzo. Grande fue la sorpresa de los masistas alteños, cuando a la hora de su desfile, vieron por televisión a su jefe, participando de un acto en Santa Cruz. Para muchos fue un desaire, para otros, un interés más evidente por hacer campaña en el oriente.

El Frente para la Victoria (FPV) en La Paz terminó fracturado o quizás atraido en igual medida por las dos fuerzas principales. Biafra Saavedra, su candidata, no solo renunció una semana antes de las elecciones, sino que confesó su simpatía por SOL.BO. En cambio su candidato al concejo municipal, Alejandro Zapata, incrementó sorpresivamente su presupuesto de campaña y emitió el único spot televisivo el último día, uno en el que justamente atacaba a Luis Revilla. Zapta adujo que el spot lo pagaron los folkloristas, mientras Revilla prometió llevarlo ante los tribunales. Al final el FPV concluyó el proceso, fracturado en dos bandos.

ANF

0 comentarios:

Archivo