jueves, 4 de septiembre de 2014

Consejos para cuidar el corazón

Hace unos días, un medio internacional publicó una lista de los males al corazón menos conocidos, entre ellos está la amiloidosis cardíaca. ¿Quiere saber en qué consiste?, ¿cómo detectarla? y ¿cómo tratarla?, siga con la lectura y se enterará.

¿Qué es? El cardiólogo, Rubén Páez, explicó que se trata de un trastorno provocado por depósitos de una proteína anormal (amiloide) en el tejido cardíaco, que dificultan el trabajo apropiado del corazón.

¿Cuáles son las causas? "Principalmente la acumulación de proteínas llamadas amiloides en tejidos corporales", apuntó el especialista, a tiempo de indicar que con el tiempo, estas reemplazan el tejido llevando a insuficiencia del órgano comprometido.

¿Y los síntomas? Es posible que algunos pacientes no presenten síntomas. Sin embargo, otros pueden presentar indicios como: "micción excesiva durante la noche, fatiga (reducción de la capacidad para el ejercicio), palpitaciones (sensación de percibir los latidos cardíacos), dificultad para respirar con la actividad, inflamación del abdomen, las piernas, los tobillos u otras partes del cuerpo y hasta dificultad respiratoria al estar acostado", aseveró Roberto Guzmán, especialista en cardiología.

Complicaciones. Los galenos afirmaron que en caso de no tratarse a tiempo o hacer caso omiso a las prescripciones, este mal puede derivar en insuficiencia cardíaca congestiva, acumulación de líquido en el abdomen e hipertensión arterial.

¿Qué análisis se deben realizar? Ambos profesionales coincidieron al asegurar que se pueden realizar los siguientes exámenes: tomografía computarizada del tórax o del abdomen (este se considera el "procedimiento de referencia" para ayudar a diagnosticar la afección), le sigue la angiografía coronaria, la ecocardiografía, incluso la resonancia magnética (RM) y hasta la gammagrafía cardíaca nuclear (MUGA, RNV).

¿Cómo se trata? "Se debe cambiar la dieta, principalmente bajar la sal y los líquidos", apuntó Guzmán. También es probable que necesite tomar diuréticos para ayudar a que su cuerpo elimine el exceso de líquido. "Además, dependiendo del estado de la amoloidosis, el médico puede solicitarle que se pese todos los días. Un aumento de peso de 1,5 kilos en 1 ó 2 días puede significar que hay demasiado líquido en el cuerpo", aseguró Páez.

0 comentarios:

Archivo