sábado, 24 de mayo de 2014

Radiografía de los embarazos en los colegios - La Paz

La Paz, mayo.- Desde 2013 hasta la fecha, 15 estudiantes de secundaria de la unidad educativa San Simón de Ayacucho de La Paz se embarazaron. Tres casos, adolescentes de entre 14 y 15 años, corresponden a este año. El colegio emitió una resolución interna para cambiar de turno a estas alumnas.

“Ser madre a los 15 años es una experiencia rara; me arrepiento un poco porque interrumpiré mis estudios, pero son cosas que pasan. Al menos el padre de mi hijo asume su responsabilidad”, contó a La Razón una de las tres alumnas embarazadas, de este año. Ella tiene seis meses de gestación.

Un familiar cercano a la adolescente envió una carta a la radio Erbol, en la que acusa al director del establecimiento de “expulsar a la estudiante para velar por el prestigio del colegio”, y que éste, “aprovechando la condición humilde” de los padres, les comunicó que haría el traspaso de la menor al turno de la noche del mismo colegio.

Al respecto, Mario Mamani, director del Ayacucho, explicó a este medio que no se expulsó a la alumna y que solo “se le sugirió” estudiar en una escuela nocturna, tal como establece una resolución interna aprobada entre enero y febrero de este año por profesores, padres de familia y estudiantes.

“En 2013 se conocieron 12 casos de embarazos y es una situación preocupante, por eso se llegó a un acuerdo entre toda la comunidad escolar que indica que de darse estos casos en las alumnas de esta gestión, ellas deberán ser remitidas al centro educativo nocturno, pero no expulsarlas”, afirmó Mamani, además de asegurar que la acusación de la misiva es falsa puesto que la estudiante pasa clases en el colegio.

En cuanto a los 12 embarazos de 2013, presentados en alumnas de 15 a 17 años, informó que 11 de ellas decidieron cambiar de escuela por cuenta propia, y que la adolescente restante dio a luz y retornó para graduarse.

Educación. “Tuvimos talleres y capacitaciones con diferentes universidades sobre temas de sexualidad, pero falta mucha colaboración por parte de la familia, ya que los padres son los primeros maestros de una persona”, mencionó el director de la unidad.

El presidente de la Junta Nacional de Padres de Familia, Franklin Gutiérrez, reconoció que en algunas familias existe la falta de comunicación. “Hay padres que por razones de trabajo no comparten mucho con los hijos y ese vacío paternal ocasiona muchas veces que se den este tipo de problemas, pero no es solo un tema de familia pues en los colegios no se toca mucho lo de la sexualidad”.

En tanto, el viceministro de Educación Regular, Juan José Quiroz, recordó que la Resolución 001/2014 prohíbe la expulsión de una adolescente en gestación para garantizar su derecho a la educación, e indicó que los contenidos sobre esta temática son trabajados en el nuevo currículo de la Ley 070.

“El nuevo plan de estudios desarrolla contenidos de educación sexual y se imparten en Psicología, Ciencias Naturales y Biología desde 1° hasta 6° de secundaria. Se trabaja desde el primer nivel porque a esa edad se dan los cambios psicológicos y biológicos de los adolescentes”, expresó.

Resolución 001/2014

Artículo 98

Toda la comunidad educativa debe apoyar a la alumna embarazada y garantizar su continuidad y culminación de estudios. Caso contrario, ella podrá presentar su denuncia en Dirección Departamental (DDE).

Un consejo definirá el futuro de las 3 estudiantes

Los tres casos de embarazo en el colegio Ayacucho, reportados este año, serán analizados el sábado por el consejo de profesores, quienes determinarán si las adolescentes son transferidas al turno nocturno o si se les otorga una licencia bajo prescripción médica.

“El sábado tenemos un consejo de maestros y ahí sacaremos una resolución conjunta, que se hará conocer a padres y estudiantes. Lo más importante es velar por la salud de las alumnas”, afirmó el director Mario Mamani.

Asimismo, agregó que existe la posibilidad de “suspender a las estudiantes de las actividades curriculares en el colegio” para que puedan descansar en casa, y desde allí cumplan con las labores escolares; pero esto se hará solo bajo previa prescripción médica.

“Analizaremos cada caso y determinaremos si suspendemos su asistencia al colegio o no. Por ejemplo, para las maestras hay una tolerancia de 45 días antes y después de dar a luz, pero para eso un médico debe indicar desde qué fecha la estudiante necesita reposo”, explicó Mamani.

Añadió que este planteamiento es una posibilidad, si es que las adolescentes no pudieran asistir al turno nocturno del mismo establecimiento o de otros.

La Razón

0 comentarios:

Archivo