jueves, 1 de mayo de 2014

HISTORIA DE LA UNIVERSIDAD PÚBLICA DE EL ALTO - LOS PIONEROS

La universidad Pública de El Alto, es una construcción colectiva de los ciudadanos alteños por más de dos décadas. Esta la versión de uno de sus protagonistas:

Desde los primeros congresos de juntas vecinales de esta ciudad, la demanda y la petición ante las instancias gubernamentales siempre fue la CREACIÓN DE LA UNIVERSIDAD en la ciudad de El Alto.

En 1988, en el gobierno de Víctor Paz Estenssoro, el Servicio Nacional de Formación de Mano de Obra (FOMO) “como institución descentralizada personería jurídica propia autonomía de gestión técnico­adminsitrativa, patrimonio independiente bajo tuición ministerio trabajo desarrollo laboral, tenía como objetivo la promoción de recursos humanos a través de la formación de mano de obra calificada, considerando que el desarrollo económico social país requiere incrementar la producción en todos los campos de la actividad económica traducida en la mejora de la productividad empresarial.”

Esta institución que formaba mano de obra calificada, tenía el financiamiento obligatorio del 1% sobre las ganancias de las empresas estatales y privadas, aporte del trabajador y aporte del estado. Con la Reforma Tributaria de 1986 este aporte dejó de existir y FOMO se quedó sin fuente de financiamiento. El Decreto Supremo 22105 crea el Instituto Nacional de Formación y Capacitación Laboral (INFOCAL) que llegaría a depender de los Empresarios Privados, para luego en 1996 depende de una institución privada

Ante esta situación y viendo que los predios de ex FOMO no prestaban ninguna utilidad pública (por la transision) El Decano de la Facultad Técnica de la UMSA Lic. Silverio Chávez Ríos, inicia contactos con la Federación de Juntas Vecinales de El Alto, Central Obrera Regional, la COB y otras instituciones para que los predios de FOMO pasen a ser parte de la infraestructura de la Facultad Técnica en la Ciudad de El Alto.

Con ese objetivo la UMSA emite la resolución H.C.U. 32/89 el 1ro de marzo de 1989 donde expresan su apoyo al pueblo alteño en su lucha por contar con un Centro de Educación Superior dependiente de la UMSA. Al mismo tiempo anunciar el proceso de desconcentración de sus unidades académicas en la región y Departamento, dando prioridad a las propuestas de la Facultad Técnica. También se decide propiciar reuniones con la COB, COR y FEJUVE de El Alto y otras organizaciones para tramitar la abrogación del Decreto Supremos 22105 de creación de INFOCAL y solicitar las instalaciones de ex FOMO.

Ante la negativa del gobierno, la asamblea de presidentes de la FEJUVE, decide la toma de los predios de la ex FOMO, el 18 de febrero de 1989 con una multitudinaria marcha los vecinos alteños se dirigen a los predios de ex FOMO ubicado en la avenida 6 de Marzo, para irrumpir y tomar esas instalaciones que estaban deshabitadas, luego de un mitin las fuerzas policiales gracias a un engaño, lograron desalojar a los vecinos, ante este hecho se declara en una huelga de hambre en la sede de la Federación de Juntas vecinales que duraría 18 días; en el fragor de la huelga de hambre encabezada por: Antonio Antequera, Pablo Ticona, Silverio Chávez, Eduardo Almanza, Irineo Espinoza, Hortensia Rodríguez, Juan Justiniano Morales, Santiago Sanga y otros; se decide fundar la UNIVERSIDAD TÉCNICA LABORAL DE EL ALTO (UTLA).

Gracias a las gestiones del Flamante Monseñor, Jesús Juárez Parraga, las movilizaciones se quedan en cuarto intermedio y constituyéndose como garante se firma un convenio con el que se suspende las medidas de presión. Se decide la convocatoria a estudiantes para carreras de OBREROS EXPERTOS para las carreras de Electricidad del Automóvil e Instalaciones Eléctricas Domiciliarias, el encargado de llevar adelante las inscripciones es Jhonny Fernández dirigente de FEJUVE (1989)

700 fueron los inscritos en esta imaginaria universidad, una vez iniciado las labores universitarias los estudiantes se organizaron en un Comité Electoral a la presidencia del estudiante Freddy Acho; se presentaron dos frentes, La primera directiva fue encabezada por Casiano Huanca, Pedro Yanique y David Ticona B. en junio de 1989.

Los estudiantes una vez anoticiados de que las clases de la ciudad de El Alto, eran Clandestinas porque no tenían aval de la UMSA, (siendo que estaba propiciada por la Facultad Técnica) no tenía presupuesto, tampoco tenía infraestructura adecuada para llevar semejante proeza; se inicia una crisis ya que se consideraba una "ESTAFA" el aber convocado a una universidad sin respaldo, ante esta situacion se reestructura el Directorio del centro de estudiantes de la UTLA a la cabeza de Pedro Yanique, David Ticona B. y Roberto Ascencio.

Los primeros docentes de la Universidad Técnica Laboral de El Alto: Teófilo Huayta. Silverio Apaza, estaban impagos. Pese a eso ellos seguían impartiendo clases en los predios de la escuela Miguel Grau y Elizardo Pérez ubicados alrededores de Villa Esperanza. Zona norte de nuestra ciudad.

Este Centro de Estudiantes, realizaban gestiones infructuosas, y a era tres meses de andar de autoridad en autoridad hasta que se decide pedir audiencia al Obispo de El Alto, Mons. Jesús Juárez (Garante del levantamiento de la huelga de hambre de febrero 1989) para que convoque a una reunión interinstitucional en la que asistieron los representantes del Concejo Municipal, FEJUVE, COR, COL DE ARQUITECTOS, FES, SEBIAE y otras instituciones vivas, el 26 de junio de 1989.

En esta reunión se conforma el COMITÉ INTERINSTITUCIONAL PRO UNIVERSIDAD DE EL ALTO, a la presidencia de Mons. Jesús Juárez y como presidente alterno al Rector de la UMSA Lic. Pablo Ramos.

El Centro de Estudiantes de la UTLA 1989, realizó gestiones para dar solución a los problemas del funcionamiento de la Flamante Universidad tomando contacto con la Gerente Social de CORDEPAZ Mónica Medina de Palenque. Una vez que se asumió una decisión política, fueron convocados los miembros del COMITÉ INTERINSTITUCIONAL PRO UNIVERSIDAD DE EL ALTO donde se decide iniciar la construcción de la primera fase de la infraestructura de la Universidad en los terrenos de Villa Esperanza donde actualmente funciona la UPEA.

El directorio de CORDEPAZ emite la resolución del desembolso de un millón de bolivianos por año hasta la culminación de la infraestructura sobre un terreno de 20 mil metros cuadrados (que el Consejo Municipal alteño había cedido en forma gratuita a la UMSA), la construcción de esta infraestructura duraría nueve años. La construcción de los predios de la universidad de El Alto fue en base al proyecto de grado de dos arquitectas una de ellas la Arquitecta Fanny Carvajal.

La infraestructura de la Universidad Pública de El Alto, fue un aporte de muchas instituciones, el municipio alteño, aportó con los áridos, la UMSA con el equipo de profesionales, los vecinos alteños colaboraron con la construcción del muro perimetral para esto se conformó una comisión encabezada por la concejal de Condepa Ramona Fernández el vecino Pascual Alave Turco, el periodista Freddy Prado Lavadenz y otros.

El año 1990 se convocó a una nueva elección del Centro de Estudiantes, donde el vencedor fue el frente FRUTAL a la cabeza de David Ticona Balboa, este nuevo Centro de Estudiantes de la Universidad en la ciudad de El Alto estaba conformado por:

CENTRO DE ESTUDIANTES DE LA FACULTAD TÉCNICA DE LA UMSA EN LA CIUDAD DE EL ALTO (UTLA) 1990 – 1991

Strio, Ejecutivo DAVID TICONA BALBOA
Strio. General WILFREDO FÉLIX HUCHANI M.
Strio. Académico JOHNNY LAIME Y RAMIRO LOPEZ
Stria. De Relaciones ANGÉLICA CONDORI, ROBERTO ASENCIO
Stria. De Cultura JUAN CONDORI Y LINO QUISPE
Delegado a la COR RENÉ MANTELA Y LINO QUISPE
Strio. De Bienestar Est. DANIEL CANCARI Y RAÚL HUAYTA
Strio de Hacienda HERNÁN SIXTO TOLA Y PASTOR CONDORI
Strio de Deportes JUSTO FLORES POMA Y CARLOS PAYE LARICO
Strio. de Actas JOSÉ CHURQUI Y MARIO RODRÍGUEZ LAURA
Vocal FELIX APAZA Y SILVERIO CABRERA CHOQUE

Esta gestión de estudiantes que fue posesionada el 15 de agosto de 1990, logró el reconocimiento como Centro de Estudiantes por la Federación Universitaria Local de la Universidad Mayor de San Andrés (UMSA), el Reconocimiento de los cursos de Electricidad del Automóvil con la graduación de 70 técnicos donde el padrino de promoción fue Carlos Palenque Avilez, se logró la desconcentración de carreras de la Facultar Técnica hacia la ciudad de El Alto y se logró los primeros cursos pre universitarios de otras carreras de la UMSA.

A finales de 1991 Se convocó a una nueva elección al Centro de Estudiantes los cuales perdieron la motivación enfocando sus gestiones en trámites meramente internos. Esta gestión de estudiantes puso el cimiento para que después de 9 años se pudiera consolidar la creación de la UPEA para los jóvenes aymaras de la ciudad de El Alto.

Diez años después, en marzo de 1999 el presidente Hugo Banzer Suárez entrega los cuatro mil ochocientos metros cuadrados construidos en los predios de Villa Esperanza, a la UMSA, la Facultad Técnica tendría que implementar el TECNOLÓGICO PARA EL DESARROLLO RURAL SUBURBANO EN LA CIUDAD DE EL ALTO. El costo final de los cuatro mil ochocientos metros cuadrados de construcción en los predios de Villa Esperanza fueron: CORDEPAZ 2 millones novecientos cincuenta mil. UMSA: 2 millones trescientos cincuenta mil. PREFECTURA LA PAZ: un millón seiscientos mil haciendo un total de siete millones de bolivianos que costó la construcción de los predios universitarios alteños.

Esa flamante infraestructura tenía una capacidad para nueve mil estudiantes, en esas épocas solo pasaban 70 alumnos de la carrera de Máquinas y Herramientas de la UMSA, en otras palabras era un “elefante blanco” no se pretendía dar uso a esos predios, no se tenía previsto dar funcionamiento de otras carreras en el plan quinquenal de la UMSA y a esos predios no se les daba ninguna utilidad. En otras palabras esos predios estaban abandonados y la juventud estudiosa de ese entonces no tenía la esperanza de iniciar carreras profesionales.

En 1999, El padre Sebastián Obermaier y el Diputado José Luís Paredes Muñoz, solicitan audiencia al IX Congreso de la Universidad Boliviana en la que plantean la de creación de una Universidad en la ciudad de El Alto, este evento emitió una resolución recomendando la desconcentración de las unidades académicas de la UMSA, para atender las demandas de la juventud alteña.

Ante esa dilatación, se dirigieron al parlamento donde presentaron un proyecto de ley donde se crea una universidad en esta ciudad, esta fue aprobada en grande, nunca prosperó esta ley por presiones de la Universidad Mayor de San Andrés.

En el mes de febrero del año 2000, en una reunión casual entre el Sr. Antonio Antequera ex Presidente de la Federación de Juntas Vecinales de la gestión 1989 y David Ticona ex Secretario Ejecutivo del Centro de Estudiantes de la Universidad Técnica Laboral de la ciudad de El Alto gestión 1989 - 1992, surgió la idea de iniciar nuevamente la lucha dejada en febrero de 1989 toda vez que se contaba con infraestructura y una coyuntura favorable.

El 3 de marzo de 2000, David Ticona Balboa recientemente elegido en Congreso de la Central Obrera Regional de El Alto, (COR) en el cargo de Secretario de Derechos Humanos en representación del Sindicato de Trabajadores de la Prensa, presentó el proyecto de “CONSOLIDACIÓN DE LA UNIVERSIDAD EN LA CIUDAD DE EL ALTO” ante el Comité Ejecutivo de la COR.

Este proyecto tenía como antecedentes la huelga de hambre del 17 de febrero de 1989, la creación de la Universidad Técnica Laboral de EL Alto (UTLA) dependiente de la Facultad Técnica de la UMSA, la organización del Centro de Estudiantes el año 1989, la creación del Comité Interinstitucional Pro Universidad de El Alto, la construcción de los predios de Villa Esperanza, y el trámite de la creación de la universidad planteada ante el Congreso.

La justificación para que se consolide la universidad en El Alto, fue el “bun” del crecimiento poblaciónal de esta ciudad, se estimaba que el 80% de la población alteña estaba en edad universitaria, la extrema pobreza y la desatención por parte del gobierno que se expresaba en la baja cobertura en educación superior que llegaba al 10%, en esta ciudad egresaban 12 mil bachilleres y solo 100 tenían ingreso a la UMSA. La oferta académica nunca logró satisfacer las demandas de la juventud estudiosa alteña, la propuesta de la creación del Tecnológico para el Desarrollo Rural, Suburbano y Urbano de la UMSA solo pretendía para los alteños la enseñanza en áreas técnicas despreciando el capital humano aymara de esta ciudad.

El objetivo general fue la de “Consolidar la Universidad Autónoma de El Alto”
Los objetivos Específicos fueron: Convocar al Comité Interinsticional Pro Universidad de El ALTo, Delinear políticas de la Universidad de El Alto, convocar a profesionales para el cargo de docencia ad honorem, convocar a inscripciones a las carreras de más demanda, en forma libre, gratuita, e irrestricta.

Las metas planteadas en este proyecto presentado por David Ticona fue: Iniciar actividades de la Universidad Autónoma de El Alto hasta el segundo semestre del año 2000, Organizar a 3.000 estudiantes a las diferentes carreras de la “U” alteña (se logró inscribir a 15.000), arrancar presupuesto para el funcionamiento de la universidad y finalmente la aprobación de la ley de creación de la universidad.

Como verán, desde el inicio de la consolidación de esta universidad, se tenía presente que solo se arrancaría del gobierno y el sistema neoliberal, con presión social, con movilizaciones de las organizaciones sociales pero sobre todo de los mismos estudiantes

Para el 13 de marzo de 2000, Mons. Jesús Juárez Presidente del Comité Interinstitucional Pro Universidad de El Alto, convoca a una reunión en la Sede del Sindicato de Trabajadores de la Prensa a todas las fuerzas vivas, con el objetivo de analizar la posible creación de una universidad en la ciudad de El Alto. Estuvieron presentes la Federación de Juntas Vecinales, Central Obrera Regional, Federación de Gremiales, Magisterio, Prensa y otros sectores (contamos con 20 videos filmados de todo este proceso)

Esta reunión emite una resolución convocando a profesionales a ejercer cargos de docentes, en una semana 70 profesionales alteños presentan sus documentos para acceder al cargo de docente Ad honorem de la naciente universidad, el 20 de marzo se convoca a la segunda reunión donde se decide convocar a inscripción a estudiantes a un curso pre universitario. Se designa como Coordinador General a David Ticona quien es responsable del proceso de inscripción.

Para semejante hazaña se solicita material de escritorio, 6 computadoras, 6 secretarias, muebles y personal de apoyo al alcalde de entonces José Luis Paredes Muñoz quien rechazado esta petición “por no tener presupuestado en su POA”, ante esta desavenencia, se pide permiso a Leonardy Quiroz Strio. Ejecutivo del Sindicato de trabajadores de la Prensa para que se pueda disponer de su sede social para el proceso de inscripción, con una respuesta positiva; los muebles, papelería, 2 computadoras se dispuso de los bienes del Coordinador (David Ticona).

Para este proceso de inscripción no se contaba con material de escritorio, mueblería, personal, ni presupesto, solo con las férreas ganas de consolidar un sueño gestado hace 11 años atrás, la UPEA nacio en predios de la sede de los periodistas alteños sin presupesto, sin autorización legal, solo con la decisión de llevar adelantes una demanda social que es el arrancar un pedazo de ciencia

El 3 de abril día fijado para el inicio para la inscripción de estudiantes a la Universidad Autónoma de El Alto, se presentaron una veintena de jóvenes algunos acompañados de sus padres, se les explicó que no teníamos permiso, ni presupuesto pero teníamos legitimidad. Se les explicó del reto y se les invitó a que sean parte administrativa ad honorem en el proceso de inscripción. Es así que los primeros jóvenes en inscribirse se convierten en voluntarios y ayudarían en proceso de inscripción.

Para este proceso de inscripción de la universidad en El Alto, no se contó con ningún apoyo económico ni logístico, fue un proceso autogestionado gracias a la venta de formularios de inscripción que costo a 0.50 bs. A los 50 jóvenes y señoritas que colaboraron por el lapso de un mes se les reconoció sus pasajes, almuerzo, refrigerio matinal y por la tarde.
Se realizó un cobro de Bs. 10.- que se depositó en en una cuenta bancaria del Banco Mercantil a nombre de Mons. Jesús Juárez con esa recaudación se compró 60 computadoras que desaparecieron en la gestión del rector Jorge Echazú.

Desde un inicio se suponía que la Universidad en El Alto, se arrancaría con presión social, y para eso, se decidió acreditar a los inscritos en curso pre universitario, se les tomó 4 fotografías más la tarjeta y la plastificación se cobró Bs. 5.- todo esto con el objetivos de abaratar costos y lograr la cantidad necesaria para organizar un movimiento social.
La primera semana fue de intensa campaña propagandística, A la cabeza de David Ticona se incorpora el Arquitecto Ricardo Zambrana Zambrana presentó los estudios académicos para iniciar la naciente casa de estudios superiores, el Ing, Manuel Calderón representando al Colegio de Ingenieros de Bolivia filial El Alto y el Lic. Rafael Laura; con estos tres visionarios se inicia una romería a los medios de comunicación para informar a la población sobre el proceso de inscripción.
El movimiento social por consolidar una Casa superior de estudios era incontenible, todas las organizaciones sociales estaban en movilizadas y en alerta, el Gobierno de Hugo Banzer Suárez y su Ministro de Ecuación Tito Hoz de Vila, no veían con buenos ojos que los aymaras tengan educación superior.

Un ampliado de la Central Obrera Regional de El Alto, convocó a una marcha de Protesta en demanda de la Creación de la Universidad en esta ciudad para el 10 de abril, el país estaba en pleno estado de sitio por que se vivía en Cochabamba la GUERRA DEL AGUA, Estaba planificado que el Obispo de El Alto encabezaría esta protesta popular, sorpresivamente, la dirigencia encabezada por Pedro Uznayo y Víctor Callisaya suspen esa marcha, con el argumento del estado de sitio, un año después, se supo de boca de los mismos dirigentes que el gobierno desembolsó 70.000 bolivianos para la suspensión de esta protesta. Esta fue una de las tantas acciones de dirigentes que se vendieron al gobierno de Banzer traicionando al movimiento.



El 15 de abril el presidente Hugo Banzer Suárez, convoca a una reunión en Palacio de Gobierno a los principales dirigentes de la COR y al COMITÉ INTERINSTITUCIONAL PRO UNIVERSIDAD DE EL ALTO, en donde se da vía libre la creación de la universidad y la conformación de una comisión de Alto Nivel conformada por la UMSA, Brigada Parlamentaria paceña, Alcaldía de El Alto y una representación alteña compuesto por el Arq. Ricardo Zambrana y el Lic. Rafael Laura.

El Movimiento Universitario nació dividido por injerencia de los partidos neoliberales en función de gobierno ADC, MNR, MIR, quienes desde un principio trataron de obstaculizar la consolidación de esta Casa superior de Estudios, para este fin el entonces Ministro de Trabajo, Dr. Luís Vásquez Villamor operó directamente con los dirigentes de la COR Pedro Usnayo, Víctor Callisaya y Edgar Delgado, de la FEJUVE, Severino Mamani, con el objetivo de desvirtuar el movimiento y después por controlarlo, para ello iniciaron bajo su riesgo inscripciones en la sede de la Central Obrera Regional bajo las mismas condiciones llegando a inscribir a 4.500 estudiantes creando con esto paralelismo a las acciones llevadas a cabo en la sede de los periodistas.

Del 3 al 29 de marzo en un mes de febril actividad se logró la hazaña de convocar a quinientos profesionales con Títulos en Provisión Nacional y a quince mil estudiantes. Todo el proceso de inscripción estuvo a cargo de David Ticona, las inscripciones se realizaron en la sede del Sindicato de Trabajadores de la Prensa donde se inscribió diez mil quinientas personas, en la Sede de la Central Obrera Regional se inscribió a cuatro mil personas que estuvo a cargo de Víctor Callisaya y Pedro Usnayo, bajo las mismas modalidades.

Se conformaron Comisiones y reuniones con diferentes instancias a la cabeza del Obispo de El Alto, Monsejor Jesus Juárez, El Alcalde de ese entonces José Luís Paredes para contactar con el poder ejecutivo.


El primero de mayo de 2000 15 mil estudiantes, y más 80 mil vecinos de esta ciudad se dirigen hacia Villa Esperanza (sector norte de El Alto) a tomar los predios construidos para la Universidad de El Alto administrada hasta ese entonces por la Universidad Mayor de San Andrés, se tomó en forma “pacífica” y desde entonces esos predios pasan a depender de la UPEA.

Después de cuatro meses de presión social, marchas, enfrentamientos con las fuerzas represoras, La Universidad Pública de El Alto, fue creada por Ley 2115 de 5 de septiembre de 2000.

Por David Ticona Balboa:

Secretario Académico del Centro del Estudiantes de la Universidad Técnica Laboral de El Alto UTLA 1989. Secretario Ejecutivo Centro de Estudiantes de la Facultad Técnica Umsa El Alto 1990-1991. Miembro fundador del Sindicato de Trabajadores de la Prensa de El Alto. Miembro fundador del Comité Cívico Pro Ciudad de El Alto. Secretario de Derechos Humanos de la COR 2002. Autor intelectual y material de la creación de la Universidad Pública de El Alto. Miembro del Comité de Defensa de la Autonomía Universitaria, Candidato a Diputado Uninominal por la circunscripción 16 por el Movimiento Al Socialismo MAS de Evo Morales 2002. Secretario Ejecutivo de la Asociación de Pequeñas Unidades Productivas en Quiebra (pequeños prestatarios del sistema bancario). Secretario de Conflictos de la Federación de la Prensa 2007-2009, Strio de Libertad de Prensa de la Confederación Sindical de Trabajadores de la Prensa de Bolivia 2008 y Strio delegado al CEN de la COB 2010-2012

Actualmente Coordinador de la Agencia de Noticias CEPABOL y corresponsal de prensa de Canal 7 Bolivia TV.

“Los derechos no se mendigan, se las toman”, DTB.

Se autoriza el uso del presente trabajo con la condición de citar la fuente.

David Ticona Balboa
GESTOR Y FUNDADOR

0 comentarios:

Archivo