jueves, 26 de abril de 2012

UPEA opta por crucifixión ante huelga médica

El Gobierno aprobó un decreto que restituye las ocho horas de labor diaria para el sector público de salud. Los médicos sostienen casi un mes un paro indefinido como rechazo.

Dos estudiantes de medicina de la Universidad Pública de El Alto (UPEA) optaron hoy por la crucifixión para pedir la continuidad de la docencia asistencial simultánea, y como respaldo a la huelga de los profesionales y trabajadores en salud por seis horas de trabajo diario.

El acto de crucifixión se realizó en inmediaciones del Ministerio de Salud y Deportes que está en la Plaza del Estudiante, de La Paz. La movilización de los estudiantes de la UPEA fue respaldada por sus colegas de la Universidad Mayor de San Andrés (UMSA), profesionales y trabajadores del sistema público y la seguridad social.

El edificio público del Ministerio de Salud estaba resguardado por policías bien pertrechados. "Nuestra movilización será pacífica y de respaldo a nuestros compañeros de la UPEA", manifestó un estudiante de la carrera de medicina de la UMSA.

Los estudiantes de la UPEA protagonizaron el martes un enfrentamiento con los policías en la Plaza del Estudiante, uno de ellos resultó con severa lesión ocular.

La estudiante Dennis Criales por una oportuna intervención médica en el Instituto Oftalmológico logró recuperar visión en el ojo derecho que resultó afectado por un fuerte chorro de agua que lanzó un carro Neptuno.

En la protesta callejera del martes resultaron heridos otros tres estudiantes de la UMSA que fueron atendidos por el Seguro Universitario.

Página Siete

0 comentarios:

Archivo