viernes, 23 de diciembre de 2011

Alquiler de Departamentos en Sopocachi y Calacoto

El valor del metro cuadrado en ambas zonas oscila entre 800 y mil dólares. En la zona 16 de Julio de El Alto, el precio es similar al de estas áreas residenciales.

Los barrios de Sopocachi y Calacoto tienen los departamentos más caros de la ciudad de La Paz. Su precio oscila entre 800 y mil dólares el metro cuadrado. En El Alto, los más costosos se encuentran en la zona 16 de Julio.

Página Siete consultó a una treintena de anuncios de periódico y los que resaltaban por su costo se hallan en las zonas de Sopocachi y la avenida Ballivián de Calacoto. En estas áreas el precio de los departamentos asciende a 900 y mil dólares el metro cuadrado construido.

“Sopocachi siempre ha tenido alta demanda y no necesita un empuje y crecimiento. Es una de las más cotizadas y requeridas por las personas para la compra de departamentos”, explicó Marcelo Guardia, gerente de la empresa Agentes Inmobiliarios.

Esta zona es apreciada por su fácil acceso tanto al centro como a la zona Sur de la ciudad, así como por su estabilidad geológica. Los departamentos más costosos están en inmediaciones de la plaza Avaroa y de las avenidas 20 de Octubre y Sánchez Lima.

Según Guardia, también hay una alta demanda de departamentos en Calacoto, porque es una zona semi-residencial y por el fácil acceso a los servicios. Los departamentos más requeridos están en las avenidas Ballivián y en la calle 21 de San Miguel. En estos sectores el metro cuadrado llega a costar mil dólares.

En la escala de precios, siguen los barrios de Achumani, con departamentos que llegan a costar 800 dólares el metro cuadrado; Miraflores, con 850 dólares en las avenidas Busch y Argentina. Luego baja a 650 y 500 dólares en otros sectores de la zona, como la calle final Villalobos.

Más al norte, en Villa Fátima ya no existe mucha oferta para la compra de departamentos. Los pocos que existen cuestan 550 dólares el metro cuadrado.

Al sur, en Cota Cota, Chasquipampa e Irpavi, los departamentos cuestan alrededor de 650 dólares el metro cuadrado. En las laderas no hay ofertas de departamentos para su venta fraccionada; hay una mayor dinámica en la venta de casas y terrenos.

De acuerdo con Vincent Gómez García, gerente de la inmobiliaria Japebú, este año existió una mayor demanda de departamentos en alquiler o anticrético, no tanto en venta. “Las personas buscan cerca del centro; en el casco viejo, Sopocachi, Miraflores y Obrajes”.

En criterio de Guardia, se debe dinamizar las construcciones en la parte alta de Achumani, en Auquisamaña, en las primeras calles de Cota Cota. Explicó que estas zonas tienen más futuro para la construcción de edificios multifamiliares.

Ciudad de El Alto

Las propiedades se ofertan en casas comerciales, no así en periódicos. Éstas se encuentran, por lo general, en la Ceja.

Según Cecilia Alanoca, del comercial El Porvenir, las personas no buscan departamentos, sino casas o terrenos.

“En la 16 de Julio una propiedad de 110 metros cuadrados está en 100 mil dólares (910 dólares el metro cuadrado)”. También demandan casas en Ciudad Satélite y Villa Dolores. Una casa de 200 metros vale 90.000 dólares.

28% de la ciudad paceña es estable

El 28% de la ciudad de La Paz se encuentra en zonas estables. Estas pocas áreas están en el centro de la ciudad, en Miraflores, Calacoto y otras. Por esta razón resultan atractivas para el comercio inmobiliario.

“No hay problemas. En estas zonas se mantendrán los niveles de constructividad que se manejaron en el USPA (Uso de Suelos y Patrones de Asentamiento), en especial lo que se refiere a las alturas y el área máxima a edificar”, informó la presidenta del Concejo Municipal de La Paz, Gabriela Niño de Guzmán.

El 72% de La Paz restante se encuentra en zonas de medio, alto y muy alto riesgo, los que fueron definidos en el mapa de riesgos que presentó la Alcaldía en octubre pasado.

A base de estos datos, el Concejo Municipal ha previsto el cambio del reglamento del USPA, que establece cuáles son los parámetros de construcción. Por ejemplo, determina, según la zona, cuántos pisos puede tener una construcción, qué retiro debe dejar y establece restricciones para la misma.

El reglamento permite a los propietarios de predios de las zonas estables hacer construcciones de mayor altura. Depende de la superficie del terreno y los retiros que deje.

Para evitar que se construya en altura en zonas de riesgo medio, prevén otras opciones. “Vamos a dar incentivos para que la gente no construya hacia arriba”, dijo Niño de Guzmán.

Página Siete

0 comentarios:

Archivo