domingo, 6 de junio de 2010

Reciclando basura “compramos ropas y zapatos usados”

Entre acopiadores, recicladotes, y segregadores:

Sin embargo, el costo del kilo de goma no es elevado, ya que su cotización no supera los 1,50 bolivianos. Pero con cinco o seis pares de suelas se puede alcanzar ese peso.

En el caso de la tela, ésta suele ser adquirida en 0,50 centavos de boliviano el kilo por los acopiadores, que son las personas que acumulan grandes cantidades para surtir a las fábricas.

Sirpa explica que en cuanto a otros materiales, hay algunos que han adquirido un mejor estatus en el mercado internacional, por ejemplo el cobre. Willma Loza, una recolectora exclusiva de materiales metálicos, asegura que éste subió de 15 bolivianos el kilo en 2009 a 30, luego a 35 y a 38 bolivianos en lo que va del año.

Este material puede venderse como chatarra por un costo menor, o puro y brilloso a 35 bolivianos. “Nosotros trabajamos en grupo. Después de comprar el material, juntamos hasta una tonelada para su exportación a Perú”.

Entre otros materiales, el kilo de papel se cotizó en 0,30 centavos de boliviano y 0,50 el cartón. El precio de las botellas pet se redujo de 1,30 a un boliviano. Estas personas ganan, según Sirpa, aproximadamente un dos por ciento de su inversión al revender el material acopiado.

La industria del reciclaje en creció los últimos años, dice Sirpa, en especial si se toma en cuenta la cantidad de desocupados que ingresó al negocio. “Antes eran 15, pero ahora ya hay más de 60 afiliados. En el caso de los segregadores, encargados de recoger la basura (de contenedores) y seleccionarla, hay un aumento que sólo en La Paz supera los dos mil”. Además, estima que en cada barrio paceño hay por lo menos entre uno y dos puntos de reciclaje.

La responsable de Gestión Integral del macrodistrito de Cotahuma de la Red Habitat, Silvia Aruquipa, y organizadora de la feria, explicó que diariamente la ciudad de La Paz genera 500 toneladas de basura que ingresan al relleno sanitario de Alpacoma.

En la feria se vio a cinco recicladores de cobre, tres de bronce, cuatro de vidrio y de plomo, cuatro de papel y cartón, cinco de ropa; de plástico y aluminio, dos, y de goma, tres recolectores. El evento sirvió a algunas personas para vender residuos, pero a muchas más para informarse sobre el valor y el beneficio del reciclaje. Leer más en La Prensa

En pleno siglo XXI vivimos la época del “reciclaje de basura”, alguien sabe ¿otras formas de rescatar lo residuos sólidos y comercializarlo a cambio de dinero?

2 comentarios:

PK2 dijo...

Interesante! como siempre tus articulos salen fuera del cuadrado. Una entrada de dinero que muchos miran de menos pero haciendo numeros da para comer.

Unknown dijo...

Hola María:

Muchas gracias por tu comentario María, el movimiento económico en ciudades como El Alto no paran y el reciclaje de basura es una muestra de ello.

Un abrazo

Archivo